¿Te atreves a ir al otro lado del miedo?

En tu vida hay cosas que no haces pensando que la causa de que no puedas hacerlas está en otra persona o en una circunstancia, pero si analizas la situación detenidamente descubrirás que lo que te impide avanzar es tu propio miedo.

Todo lo que nos apasiona, lo que nos ilusiona y lo que realmente nos motiva suele estar al otro lado de ese temor irracional que sentimos frente a cualquier cosa o persona que suponga que tenemos que salir de nuestra zona de confort.

El concepto de miedo

El miedo se puede definir como un procedimiento de nuestra mente que nos alerta ante una amenaza futura.

Nos puede afectar desde un punto de vista biológico y también desde un punto de vista psicológico.

El problema ese temor es que si no lo gestionamos bien puede llegar a ser paralizante en algunos aspectos de nuestra vida y nos va a impedir disfrutar al máximo.

No importa que hagas las cosas con miedo, simplemente hazlas.

Identifica tu miedo

Saber qué tememos es el primer paso para superar lo que sentimos. Existen una serie de miedos que suelen ser los más comunes como el miedo al fracaso, a cometer un error, a las opiniones de otras personas, a no tener dinero, a perder el trabajo o a que las cosas no salgan como esperamos.

“No debemos tener miedo a equivocarnos, hasta los planetas chocan, y del caos nacen las estrellas.”

-Charles Chaplin-

Coge papel y bolígrafo y haz un listado de todo lo que te temes.

Newsletter

Apúntate a nuestro boletín de noticias para no perderte las novedades del blog.

Sé sincero y concreto porque eso te ayudará a identificar bien lo que te impide superar el temor. Analiza con detenimiento cada cosa que te inquieta de la lista que has hecho y pregúntate ¿Por qué me da miedo?

Ponte en lo peor

Si piensas en cada una de las cosas que te dan miedo es preciso que te pongas en la peor situación.

Seguramente verás que es bastante improbable y que, si sucede, por lo general, tiene solución.

No se trata de pensar en catástrofes sino simplemente de ser realista y ver que muchas cosas que nos inquietan en nuestra vida, lo más probable es que nunca sucedan.

El conocimiento como herramienta contra el miedo

En muchas ocasiones nuestro temor proviene del desconocimiento y de la falta de información. Seguro que te acuerdas de que cuando tenías un examen en el colegio estabas atemorizado y a medida que se acercaba el día del examen y estudiabas te sentías más seguro.

“Todo lo que siempre has querido está al otro lado del miedo.”

Tener datos e informarnos supone que podemos gestionar lo que sentimos y racionalizar el temor para que, aunque nos acompañe, no sea nunca un obstáculo que nos impida hacer cosas y disfrutar de la vida.

Disfruta el ahora

El miedo suele referirse a un acontecimiento incierto del futuro, por lo que es preciso que vivamos el ahora, porque si invertimos nuestro esfuerzo en el futuro no habremos vivido el presente.

“Cuántas cosas perdemos por miedo a perder.”

-Paulo Coelho-

Siente como es este momento, cómo huele, con quién estás y qué es lo que te gusta. Si estás en una mala situación obtén un aprendizaje, siempre existe una lección que extraer de los malos momentos.

The following two tabs change content below.
Licenciada en Derecho, blogger y escritora. www.aranzazualvaro.com @ArantxaAlvaroF